Huevitos de chocolate

Una opción para hacer huevitos caseros para celebrar esta pascua. Lo más importante es tener un buen molde y tratar de hacer un trabajo limpio ¡que es lo que más cuesta! Vienen con un relleno, porque si van a hacer sus propios huevitos creo que es importante que sean algo diferente a lo que pueden conseguir en el mercado.

Ingredientes

100 grs de chocolate sin leche

Relleno
60 grs de chocolate
3 cucharadas de mantequilla de maní
2 cucharadas de leche de coco
2 cucharaditas de azúcar flor

 

 

Implementos
1 bowl para derretir el chocolate, que quepa dentro de otro, esto no va al fuego
Moldes para huevitos, mientras más grande los huevitos, más fáciles son de rellenar y pegar, el que usé yo es muy pequeño y se hace difícil armar los huevitos. El número de huevitos que les salga depende del tamaño de estos, pero en promedio esta receta alcanza para una docena de huevitos no tan pequeños.
Espátula
Brocha de silicona
1 paleta o cuchillo romo para limpiar los moldes.

 

Paso 01

Ponemos la mitad del chocolate para los huevitos en el bowl, lo ponemos sobre otro bowl con agua caliente.

 

 

 

 

 

Paso 02

Cuando esté totalmente derretido, retiramos del calor

 

 

 

 

 

 

Paso 03

Agregamos el resto del chocolate, revolvemos hasta que se derrita todo.

 

 

 

 

 

 

Paso 04

De esta manera baja un poco la temperatura y es más fácil trabajar.

 

 

 

 

 

 

Paso 05

Pintamos cada molde con la brocha, tratando de no hacer una capa muy gruesa para que no se aconche.

 

 

 

 

 

Paso 06

Con una paleta o la parte trasera de un cuchillo limpiamos los bordes, para que no queden abultados. Dejamos enfriar por 10 minutos. Dependiendo de la temperatura ambiental, puede que necesitemos dejar el molde en el refrigerador, no es lo ideal, pero si hace calor, no queda otra.

 

 

 

 

Paso 07

Repetimos los pasos 5 y 6 hasta lograr una capa gruesa en cada huevito, miren en molde a contra luz cuando esté seco para estar seguros que no hay espacios muy delgados.

 

 

 

 

 

Paso 08

Ahora hacemos el relleno.
Calentamos la leche. Agregamos la mantequilla de maní y revolvemos hasta disolver. Cuando tengamos una ‘leche de maní’, agregamos el chocolate picado y revolvemos hasta que se disuelva por completo.
Quedará una pasta espesa.

 

 

 

Paso 09

Ponemos en una manga o bolsita.

 

 

 

 

 

 

Paso 10

Desmoldamos los huevitos con mucho cuidado
Rellenamos cada mitad de huevito y dejamos enfriar.

 

 

 

 

 

Paso 11

Con el resto del chocolate derretido, ponemos un poco en el borde de un huevito, y lo pegamos con otra mitad, limpiamos los bordes, dejamos secar.

 

 

 

 

 

Paso 12

Si aún les sobra chocolate, pueden chorrear un poco sobre cada huevito para decorarlo. Guardamos en un lugar frío.
¡Que los disfruten!

Escribe un comentario